Por qué es seguro estar en un coche durante una tormenta eléctrica
7803
post-template-default,single,single-post,postid-7803,single-format-standard,bridge-core-2.7.2,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-25.7,qode-theme-bridge,qode-wpml-enabled,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive,aa-prefix-applu-
 

¿Es seguro estar en un coche durante una tormenta eléctrica?

¿Estamos a salvo de una tormenta eléctrica dentro de un coche?

¿Es seguro estar en un coche durante una tormenta eléctrica?

Vas conduciendo por una carretera interurbana, lejos de la protección de edificios, y de pronto te sorprende una tormenta eléctrica a mitad de camino. Entonces, te preguntas si estarás seguro quedándote dentro del vehículo hasta que el cielo se despeje.

Un físico británico del siglo XIX llamado Michael Faraday nos dio la respuesta hace décadas: sí, estamos a salvo de los rayos si nos quedamos dentro de un coche (aunque tomando precauciones que más tarde veremos).

POR QUÉ ESTAMOS SEGUROS EN UN VEHÍCULO DURANTE UNA TORMENTA ELÉCTRICA

Aunque en su época no pensaba en coches, Faraday explicó un fenómeno conocido como jaula de Faraday.

Sin entrar en detalles técnicos, un espacio cerrado recubierto de metal (como es el caso de los vehículos) no resulta afectado por los campos eléctricos externos porque el suyo es nulo. Esto quiere decir que la electricidad no circula por el interior del coche.

No obstante, hay que hablar de un “pero”.

Y es que la carrocería de un vehículo, por ser metálica, tiene más probabilidades de recibir el impacto de un rayo que otros objetos (aunque esas probabilidades siguen siendo bajas).

PRECAUCIONES QUE TOMAR PARA ESTAR A SALVO DE LOS RAYOS DENTRO DE UN COCHE

Debido al punto anterior sobre la carrocería, si te sorprende una tormenta eléctrica mientras conduces, debes aplicar el sentido común y algunas precauciones verificadas por la ciencia.

APAGAR LA RADIO

La radio del vehículo funciona con la electricidad suministrada por la batería. Debes evitar usar cualquier aparato que funcione con electricidad dentro del vehículo.

CERRAR VENTANILLAS Y PUERTAS

Cuando llueve, es lógico no abrir puertas ni ventanillas para que el agua no entre dentro del coche.

No obstante, durante una tormenta eléctrica, debes hacerlo para que no sea la electricidad (y no solo el agua) la que consiga penetrar en el espacio interior.

NO DETENER EL VEHÍCULO CERCA DE VALLAS, TENDIDOS ELÉCTRICOS NI ZONAS HÚMEDAS

Al detenerte, no lo hagas cerca de estos lugares. Las vallas metálicas y los tendidos eléctricos tienen altas probabilidades de sufrir el impacto de los rayos, al igual que las bolsas de agua (lagos, pantanos, etc.).

NO DETENER EL COCHE EN EL PUNTO MÁS ALTO

En vías interurbanas no cuentas con la protección de pararrayos ni edificios. Procura detenerte, además, en un lugar en el que el coche no esté en el punto más alto de los alrededores ni en mitad de un espacio abierto y despejado.

PERMANECER DENTRO DEL COCHE EN CASO DE IMPACTO DE UN RAYO

Si el vehículo recibe el impacto de un rayo, quédate dentro de él durante un rato antes de abandonarlo. La razón es que la superficie está cargada de electricidad y hay que esperar a que se disipe.

MANTENER EL VEHÍCULO EN BUEN ESTADO

Las tormentas eléctricas suelen venir acompañadas de grandes diluvios.

Por ello, es fundamental mantener en perfecto estado las escobillas del limpiaparabrisas y el dibujo de los neumáticos, para que desalojen la mayor cantidad posible de agua, y los faros, tanto para ver como para ser vistos a través de la densa cortina de agua.

 

Fuente: El País

 

¿Aún no has pasado la revisión? Reserva tu cita previa ITV en Applus.
¡No olvides suscribirte a nuestro canal de Youtube!

SIN COMENTARIOS

PUBLICAR UN COMENTARIO